INTERVENCIÓN E INCLUSIÓN SOCIAL
Infancia hospitalizada o en domicilio, con enfermedades de larga duración
A

Además de esta ruptura, los niños y niñas hospitalizados, han de adaptarse e interaccionar en un medio que les es extraño, con normas, horarios y personas diferentes.  Son sometidos a pruebas, tratamientos, inmovilizaciones, intervenciones quirúrgicas, en muchas ocasiones traumáticas. Se convierte por ello en un periodo de riesgo para su  desarrollo evolutivo.

 

Mediante el desarrollo de actividades lúdicas y educativas tanto en ludotecas habilitadas, como en la propia habitación ¿ juegos, animación, fiestas, préstamo de juguetes, libros y tebeos, expresión plástica y corporal, apoyo escolar...- con los menores ingresados, se pretende favorecer un clima positivo que compense los desajustes emocionales y sociales de la hospitalización.  El proyecto ofrece además acompañamiento en habitación para descargar a los familiares o atender a los menores cuando estos carecen de ellos.